Guatemala Comunitaria

Fotografía Nelton Rivera

Por: Nelton Rivera.

Dos periodistas parte de Prensa Comunitaria Carlos Choc y Jerson Xitumul Morales empezaron a documentar la contaminación del lago de Izabal por parte de la Compañía Procesadora de Níquel, así como las actividades de la Gremial de Pescadores que empezaron a organizarse para proteger al lago en el municipio de El Estor.

En esta localidad hubo una manifestación pacífica el 3 y 4 de mayo exigiendo el cierre de la empresa, realizada por la Gremial, por lo que el alcalde municipal y la Compañía se incomodaron.  Días después en el juzgado de Puerto Barrrios, la empresa Compañía Procesadora de Níquel (Pronico), subsidiaria de la empresa de capital ruso Soloway Investment Group, puso una denuncia en contra de cinco directivos de la Gremial de Pescadores Artesanales y contra los dos periodistas. El 11 de noviembre Jerson Xitumul fue detenido mientras realizaba un reportaje.

¿Cómo fue la detención?

Era 11 de noviembre cuando Jerson Xitumul estaba con su cámara en la mano, trabajaba un reportaje en el centro del Estor. Quería documentar el funcionamiento de los semáforos, e iba a hacer un trabajo publicitario para un comercio local. Eran las nueve de la mañana cuando vio pasar el vehículo del alcalde municipal Rony Méndez Caal, a penas habían pasado unos minutos cuando apareció una patrulla de la División de Fuerzas Especiales de la Policía Nacional Civil – Difep-.

Segundos después se bajaron de la patrulla dos agentes, le mostraron un celular en donde tenían su fotografía y le preguntaron si era él, cuando les respondió que si, lo detuvieron sin llevar una orden de juez. El les hacía preguntas ¿porqué me detienen? ¿hacia dónde me llevan? Solamente respondieron que le llevarían al municipio de Río Dulce, para evitar que la gente lo rescatara, ya que tenían referencias que el estaba armado y que el dirigía a un grupo de gente peligrosa, mientras decían esto lo registraban para encontrarle “las armas“. El solamente llevaba su cámara y su teléfono celular. Estaba junto a otras personas y pudo dejarles su equipo de trabajo. Pedía una llamada pero no se lo permitieron porque según ellos era para “llamar gente que saliera a las carreteras“.

Hasta en la noche ya en Río Dulce un juez le explicó los motivos de la detención, estaba acusado de instigación a delinquir, asociación ilícita, reuniones y manifestación ilícita, daños, detenciones ilegales y amenazas. Fue trasladado a la cárcel de Puerto Barrios hasta el día 16 cuando se realizó la audiencia de primera declaración.

Fotografía Nelton Rivera.

 

Audiencia de primera declaración

Jerson está acusado en dos causas penales vinculadas a las manifestaciones de mayo. Una de las acusaciones fue hecha por trabajadores guatemaltecos de la Compañía, por la manifestacion del tres de mayo y otra por la del día cuatro, puesta por cuatro trabajadores rusos. En las dos causas los delitos son los mismos.

El jueves 16 de noviembre, a las diez de la mañana, Jerson fue trasladado de la carceleta de la comisaría de la PNC en Puerto Barrios al complejo de justicia del Organismo Judicial, como ocurre en la mayoría de casos, lo llevaron en la palangana de un picop. Con las manos engrilletadas entró al edificio de justicia.

En la entrada del juzgado estaba su esposa, su hija al verlo salió a su encuentro. Su padre, con lágrimas en los ojos, insistía “Jerson es una persona de bien, con él se quiere cometer una injusticia.“

Todos estaban listos, el juez Edgar Arteaga llegó a los tribunales una hora antes de la audiencia, entró a su despacho en el primer nivel del complejo de justicia.

La sala de audiencia del juzgado de primera instancia penal es un espacio reducido, con a penas un ventilador. Apenas cabían los tres abogados de la defensa de Jerson, la fiscal del MP, los dos abogados de la empresa minera y tres de sus familiares, su esposa y sus padres. A los trabajadores del juzgado y al mismo juez les incomodó la presencia de la prensa. Al principio, uno de los trabajadores intentó cerrar la puerta del juzgado buscando impedir que los periodistas ingresaran a la audiencia.

Fotografía Nelton Rivera.

La resolución del juez

El juez Edgar Arteaga descartó el proceso penal relacionado con el día 3 de mayo, luego de que la defensa de Jerson acreditara que él no estuvo en el lugar de la manifestación ya que ese día participó en las “jornadas sobre organización para promotores de derechos humanos“ que impartió la red para la defensa de derechos humanos, en el municipio de Livingston.

El Ministerio Público tampoco logró demostrar la participación de él, en las manifestaciones del día 4 de mayo. Pese a esto el juez lo ligó a proceso debido a que tomó como válida la declaración de los cuatro trabajadores rusos, que afirman reconocerlo a través de un albúm fotográfico proporcionado por ellos mismos. La empresa afirma que el periodista los retuvo en contra de su voluntad.

Sin embargo Jerson ese día tampoco estuvo en la manifestación porque se quedó en casa para arreglar un pozo para lo cual tuvo que contratar a un ayudante y después acompañó a su esposa a vender comida a una escuela pública. Pese a que Jerson y sus abogados argumentaron que el no estuvo ahí y a las cartas de recomendación y declaración de vecinos que declaran la veracidad de su testimonio, fue ligado a proceso y quedó detenido, el juez le negó la medida sustitutiva. Ahora deberá esperar tres meses para que el MP presente sus conclusiones de investigación.

Los fiscales del MP en Izabal argumentaron que ignoraban por completo, que dos de las siete personas que aparecieran en la denuncia de la empresa CGN Pronico, fueran periodistas. La denuncia pública los tomó por sorpresa, a tal punto que varios días después, la unidad especial de delitos contra periodistas del MP, inició una investigación para determinar las condiciones de la detención de Jerson Xitumul.

Jerson se declaró como un preso político al finalizar la audiencia. Este día 13 de diciembre, se realizará una audiencia para revisar la medida de coerción. La defensa del periodista busca que el juez Edgar Aníbal Arteaga le permita gozar de la medida sustitutiva y recuperar su libertad.

El relator de Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos –Cidh- , Edison Lanza se manifestó de inmediato sobre la detención arbitraria de Jerson diciendo “Detención de un periodista que cubre hechos de corrupción. El procesamiento con prisión de un periodista es incompatible con la Libertad de Expresión”.[1]


[1] Edison Lanza. (11 de noviembre 2017). Twitter. https://twitter.com/EdisonLanza/status/929451389016788993